Neuhaus tienda Chocolate Belga Gastronomía Flandes Bélgica
El chocolate belga es alabado en todo el mundo por su calidad superior. Nuestros chocolateros tienen una reputación impresionante, que se debe principalmente a la creatividad sin límites y la pasión desenfrenada con la que practican su arte a diario. No sólo destacan cuando se trata de sabores, sino también en términos de diseño. Ya les llamemos escultores o artistas, los chocolateros belgas tienen éxito en repetidas ocasiones en la producción de los más innovadores y sorprendentes diseños del chocolate.

Bélgica fue y sigue siendo pionera en el diseño del chocolate

Goossens bombones pralines Chocolate Belga Gastronomía Flandes Bélgica

Bélgica tiene un rico pasado en lo que se refiere al chocolate. Fue Jean Neuhaus Jr., quien, a principios del siglo XX, reveló el primer bombón de chocolate relleno de praliné al público en general en su tienda en el Koninginnegalerij / Galerie de la Reine de Bruselas. Su esposa fue la creadora de la famosa caja de bombones "ballotin". En otras palabras, Bélgica ya fue pionera en diseño de chocolate hace un siglo y esto continúa en la actualidad.

Un escaparate de esculturas de chocolate

manos de bombones Chocolate Belga Gastronomía Flandes Bélgica © Goossens

Los chocolateros belgas han diseñado Brugse zwaantjes (los cisnes de Brujas), Antwerpse handjes (manos de Amberes), Leuvense Fonskes (réplicas de chocolate de la estatua Fonske) y Mechelse maneblussers (locales de Malinas). Cada especialidad local se crea a partir de chocolate belga 100%. Estos diseños específicos son el ejemplo perfecto de la rica y creativa historia de los chocolateros belgas que encarnan el patrimonio cultural de una ciudad

Sin embargo, los chocolateros belgas no se limitan a las pequeñas e intricadas obras creando bombones. También crean esculturas de chocolate gigantes, como las creaciones de tamaño natural de Burie. Hans Burie se hizo famoso en Amberes por sus diseños de chocolate que se mostraban en los escaparates de las tiendas. Incluso hoy en día, las nuevas creaciones tientan a los transeúntes desde los escaparates cada mes. Se realizan creaciones de chocolate originales invariablemente con motivo de grandes eventos como la visita de Obama o la Copa del Mundo en Brasil.

El huevo de Pascua de Fabergé

Fabergé huevo de Chocolate Belga Gastronomía Flandes Bélgica

No es solo en el plano nacional donde los chocolateros belgas son famosos por sus diseños. También son ampliamente aclamados fuera de nuestras fronteras por el original diseño de sus creaciones. Por ejemplo, el fabricante de chocolate Boon creó un huevo de Pascua de chocolate único de Fabergé para la colección de Pascua de los famosos grandes almacenes de Londres, Harrods. El huevo de Fabergé que más inspiración proporcionó a Boon fue el de " Lilies of the Valley Egg" (lirios del valle del huevo). Cada pequeña flor fue hecha a mano y se pegó con pinzas a un tronco de chocolate. A continuación, se colocaron en el huevo los tallos y los pétalos y la creación entera fue fijada a un pedestal de chocolate con patas.
El productor de chocolate Callebaut® estuvo en el punto de mira una vez más durante la Semana de la Moda Mercedes-Benz en Nueva York. En la "Ceremonia de apertura" del desfile de moda, lo más sensacional fue, sin duda, la pared de chocolate que cobró vida. La pared presentaba un patrón de huellas dactilares que se rellenaron de chocolate, que fluían por la pared. 

Los chocolateros belgas obtienen inspiración de la moda, como el bolso de Delvaux por Marcolini y el desfile de moda de vestidos de chocolate del "Salon du Chocolat".
A nuestros chocolateros también les encantan los retos, pero algunos simplemente disfrutan lanzando el desafío. Pongamos como ejemplo a Dominique Persoone que se hace llamar Shock-o-latier. A Dominique le gusta hacer las cosas un poquito diferentes. Un malabarista de los sabores que personifica el rock´n´roll puro en sus creaciones. Con su disparador de chocolate que nos permite olerlo, su lápiz labial de chocolate que saca al niño que todos llevamos dentro y sus bombones tatuados son, cuando menos , originales. Algunos lo definen controvertido, otros como un genio. Una cosa es cierta, sin embargo: Dominique eleva chocolate belga a un nivel sin precedentes.

Cajas de bombones artísticas

Belgian Chocolatier - Pralines © Jan Andries

Los chocolateros belgas no se limitan al diseño de bombones. También conceden gran importancia a los envases. Las cajas de chocolate de María son verdaderas obras de arte, a menudo adornadas con seda natural o pintada. El drapeado, que es tan característico de la casa de María y que adorna cada "ballotin", es pura nostalgia. 


Neuhaus sigue sorprendiendo al amante del chocolate con artículos de embalaje creativos y temáticos que se han vuelto piezas de colección. Los maestros chocolateros también dedican el máximo cuidado a sus cajas de chocolate. Sólo echa un vistazo a la página web del pastelero-chocolatero Debailleul

Tradicionales, rebeldes, creativas, sorprendentes o controvertidas, las creaciones de nuestros chocolateros belgas no son sólo joyas gastronómicas sino que también buscan lo exquisito. Porque es verdad, la apariencia es también importante y nuestros chocolateros belgas también lo han conseguido.

Back to top