Winter Landscape with a Bird Trap (c)KMSKB photo J

Pieter Bruegel es en parte un enigma. Poco sabemos de este hombre, pero sí conocemos su enorme legado artístico, y la verdad sea dicha: con eso nos basta. Admirando sus obras, descubrimos un artista con una enorme fascinación por la naturaleza, la humanidad y el humor. Éstos son algunos motivos por los cuales fue considerado uno de los mejores artistas de su época y el precursor de los Primitivos Flamencos. Estas tres obras maestras son un testimonio de su extraordinario talento.

La Caída de los Ángeles Rebeldes

The Fall of the Rebel Angels (c)KMSKB, photo J. Geleyns-Ro scan s

La Caída de los Ángeles Rebeldes es quizás la representación más literal de un mundo totalmente alborotado realizada por Bruegel. La obra representa la primera confrontación entre el bien y el mal, incluso antes de la caída en desgracia de Adán y Eva.

Colección: Museos Reales de Bellas Artes de Bélgica
Derechos de autor: ©KMSKB, photo: J. Geleyns / Ro scan

La loca Rita

Mad Meg de Brueghel El Viejo (c)Museo Mayer van den Bergh, Amberes

Representa ruinas extrañas, criaturas monstruosas, gente peleando, un resplandor ardiente y una mujer ataviada con una armadura que blande una espada y corre hacia adelante. Ella es, claro está, la loca Rita, y en las comedias de la época de Bruegel su nombre era sinónimo de virago.

Colección: Museo Mayer van den Bergh
Copyright: ©Museum Mayer van den Bergh, Amberes

Paisaje de invierno con trampa para pájaros

Winter Landscape with a Bird Trap (c)KMSKB, photo J. Geleyns-Ro scan

El cuadro representa un paisaje de invierno en un pueblo brabanzón y un río, y es un antecesor de los paisajes de invierno holandeses del siglo XVII.

Colección: Museos Reales de Bellas Artes de Bélgica
Derechos de autor: ©KMSKB, photo: J. Geleyns / Ro scan

Back to top