Querid@ amig@de Flandes:

Con respecto a las medidas COVID-19, encontrarás información más detallada en la siguiente página web. Si deseas conocer los consejos más recientes para viajar a nuestro país, consulta con tus autoridades locales.
Si viajas dentro la Unión Europea, ya no es necesario cumplimentar el Formulario de localización de pasajeros (PLF).
Si viajas a Flandes en avión, barco, autobús o tren y lo haces desde un tercer país que no figura en la lista blanca de la Unión Europea, tendrás que cumplimentar un Formulario de localización de pasajeros en los 6 meses previos a tu llegada a Bélgica.

Puedes encontrar toda la información en la página web oficial.

Cuídate y cuida de los tuyos, y mantente seguro y saludable.
Esperamos recibirte pronto de nuevo para brindarte nuestra más calurosa acogida.

Un abrazo,
Turismo de Bélgica: Flandes y Bruselas
VISITFLANDERS

C-Mine Genk - Banner

Castillos e iglesias, fábricas de cerveza y palacios urbanos, hospitales y capillas y mucho, mucho más. Flandes posee un tesoro casi inagotable en patrimonio histórico. Pero su objetivo no es solamente enaltecer el pasado. Nuestro acervo patrimonial avanza hacia el futuro, representando a menudo unos papeles novedosos y sorprendentes.

Gruuthuse: desde palacio urbano a museo

La preciosa ciudad de Brujas respira historia y acervo patrimonial. Así podemos comprobarlo en el antiguo palacio urbano Gruuthuse ubicado en el corazón de la ciudad. Este majestuoso edificio del siglo XV fue el lugar de residencia de Lodewijk van Gruuthuse, que descendía de una familia influyente y que ocupó cargos de consejero y diplomático en la corte de Borgoña, así como de gobernador de la ciudad de Brujas.

Su palacio urbano sigue desempeñando una función importante. Actualmente encontrarás ahí el Museo Gruuthuse, un lugar que te invita a recorrer cinco siglos de historia. Desde majestuosos tapices murales a vidrieras góticas de diseño exclusivo, desde exquisitas esculturas a encajes históricos, cuadros, porcelana y plata. Cientos de piezas de coleccionista hacen revivir la vibrante historia de Brujas.

Gruuthusepaleis Brugge - (c) Jan D'Hondt

C-Mine: desde zona minera a polo cultural

Aunque entonces no lo sabíamos, resulta que el primer año del siglo XX la historia de Limburgo iba a realizar un giro decisivo. Fue entonces cuando descubrimos el tesoro de carbón que ocultaba el subsuelo de esta provincia campestre. En las décadas que siguieron, Limburgo se convirtió en el epicentro de nuestra minería. Esta región transformaría su identidad para siempre. El impacto de estas minas sigue manteniéndose, aunque con unos tonos menos grisáceos que antaño, y esto lo podemos ver por ejemplo en la ciudad de Genk.

Cuando la antigua zona minera Winterslag se clausuró definitivamente, esta fue transformada en la C-Mine. Se trata de un impresionante centro cultural y recreativo que abarca numerosas facetas: teatro y exposiciones, cine y protección del acervo patrimonial, arte, diseño y ocio. Puedes descender al subsuelo de C-Mine Expeditie para vivir una aventura a lo largo de un kilómetro y medio: siente, escucha, mira y experimenta las desafiantes instalaciones hasta alcanzar el punto más elevado de la torre del pozo minero más alto de Bélgica ... Es aquí donde la vida cultural de Genk ha encontrado su hogar, a la sombra de los dos imponentes castilletes, que han quedado como recordatorios perennes de un pasado importante.

C-Mine Genk - (c) Stad Genk

De Passage: desde iglesia a corazón palpitante de Ronse

Las metrópolis artísticas de Flandes cuentan con un amplio acervo patrimonial secular, pero también las ciudades más pequeñas atesoran sus propias herencias. En Ronse – un precioso lugar en el paraíso para ciclistas que son las Ardenas flamencas – encontrarás por ejemplo la antigua Iglesia de San Martín. Un lugar al que ya hacían referencia los historiadores de hace siete siglos. La iglesia fue un lugar de culto durante mucho tiempo, hasta que fue desconsagrada a finales del siglo XIX. En las décadas siguientes cumplió diversas funciones: fue un aserradero, un cine y un taller de automóviles.

Sin embargo, hace unos 10 años había llegado el momento de que desempeñara una función nueva y sostenible. Ronse apostaba por la renovación urbana de un distrito. Y la Iglesia de San Martín se convirtió en su corazón palpitante. Este edificio histórico bien conservado se denomina actualmente De Passage, un lugar donde se reúnen los aficionados a la buena mesa y a todo lo auténtico. Y es que todo flamenco que se precie lleva el buen comer en su ADN. De Passage es un sitio donde se respira la historia, pero que ha logrado acoplarse a los tiempos modernos.

De Passage Ronse - (c) Visit Ronse

De Hoorn: desde fábrica de cerveza a polo creativo, eventos y hostelería

El que dice Bélgica, dice cerveza. Esto es un hecho. Nuestra incomparable cultura cervecera surgió hace siglos, como podemos ver en Leuven, por ejemplo. La fábrica de cerveza Artois nació en el siglo XIV en esta ciudad. A lo largo de los siglos esta desarrolló un impresionante conjunto de edificios en la periferia urbana, siendo De Hoorn un testigo de ello en la actualidad.

La primera pils Stella, que sigue siendo un icono en el mundo de las cervezas rubias, se elaboró en este edificio hace aproximadamente 100 años. Este edificio de estilo modernista ha dejado de cubrir las necesidades de la fábrica y se le ha dado un nuevo destino. Actualmente De Hoorn ofrece espacios de oficinas para creativos, un prestigioso marco para eventos con el sello Flanders Heritage Venue y – como no podía ser de otra manera – servicios de cafetería y restauración. Porque Stella, un icono de Leuven, debe seguir fluyendo ahí por siempre.

De Hoorn Leuven - (c) Bart Van Der Perren

The Jane: de hospital militar a icono culinario

Es terrible, pero cierto. Hasta bien entrado el siglo XX las cosas no iban muy bien para Europa. Las guerras se sucedían y por tanto había necesidad de disponer de lugares donde ofrecer atención sanitaria a los numerosos militares heridos. Por este motivo, a principios del siglo XIX se levantó un Hospital Militar en Amberes, que incluía una majestuosa capilla en estilo ecléctico, con elementos flamencos neorrenacentistas, neobarrocos y neoclásicos. Una joya de edificio, al que por fortuna se le ha dado una función más alegre en la actualidad.

La capilla del Hospital Militar sigue siendo en la actualidad un lugar de adoración, pero en este caso a los dioses culinarios. Desde 2010 podrás encontrar ahí The Jane, un restaurante de categoría mundial cuyo chef Nick Bril alardea de dos estrellas Michelin. Gracias a su renovado aspecto con nuevas vidrieras, un interior moderno y una monumental araña de cristal de 800 kilos de peso, es un ejemplo clásico de cómo el acervo patrimonial secular puede adaptarse al futuro.

The Jane Antwerp - (c) Eric Kleinberg

Lo que hace siglos era un lugar donde los diplomáticos realizaban su trabajo intelectual, donde se cuidaba a los soldados heridos, donde se oraba, donde se extraía el negro carbón o se elaboraba cerveza … actualmente es un lugar para disfrutar del presente. El alma del acervo patrimonial de Flandes recibe un nuevo impulso. Porque nuestro acervo patrimonial respira y vive.

Volver al principio